viernes, 4 de octubre de 2013

Sobre las pérdidas que ocasiona la piratería a la industria en México

http://www.noroeste.com.mx/publicaciones.php?id=370844&id_seccion= La noticia brinda varios datos cuantitativos sobre las pérdidas que ocasiona la piratería en la industria cultural de México. Puntualmente menciona el tema de afectación a las fuentes de trabajo. Dice que en la última década de 22 compañías que había, ahora solo quedan 6. Lo que encontré curioso es que se apela a la concientización del consumidor, y no solamente al endurecimiento de la legislación. Me parece que los argumentos a favor que usa la nota son bastante sólidos, sobre todo en las pérdidas de fuentes de trabajo. Es cierto que la piratería tambien podría "crear" fuentes de trabajo pero en otro grado de precariedad. Argumentos en contra, además del siempre mencionado: que las legislaciones son obsoletas para las realidades actuales, hay algo que se mencionaba en la unidad del curso que me parece que aplica: que los sectores sociales menos pudientes, pueden utilizar el dinero que ahorran en cultura para adquirir otros bienes más primarios (comida, salud, etc) y de esta manera también pueden enriquecer su vida desde lo cultural. Para los productores culturales es una forma de "llegar" a más gente, aunque sin rédito económico directo. Me quedé pensando en la entrevista a Karaganis, cuando dice que en America Latina la piratería no desplaza al mercado legal, sino que es la principal o a veces la única forma de acceso. Ese es un buen argumento.

1 comentario:

  1. Me gusta tu enfoque, Santiago. Cuando nosotros en el curso hablamos sobre el contexto social de la piratería, no es para decir que todo funciona bien ahora. Más bien, tenés toda la razón en que los puestos de trabajo que se generan alrededor de la piratería son informales y precarios. Eso no es nada bueno. Lo que digo es que los datos alarmistas sobre piratería y el discurso moral en torno a ella es un problema generado, en buena medida, por la misma industria. La solución, tal vez, no pasa por meter mucha gente presa ni, por el contrario, por destruir a las industrias, sino por generar un nuevo contrato social en torno a la cultura y el conocimiento. Saludos!

    ResponderEliminar